¡No pierdas tu dinero solicitando préstamos exprés!

¿Alguna vez mientras caminas por la ciudad, te han dado un volante con la leyenda de préstamos inmediatos sin consultar buro de crédito? Esperamos no hayas marcado para pedir información o no hayas proporcionado datos, pues, este tipo de préstamos son otorgados en su mayoría, por empresas fraudulentas.

En nuestro país, para otorgar un crédito, no es requisito ser una empresa financiera, incluso algunas tiendas departamentales otorgan créditos para compras, no obstante, es necesario se encuentren avaladas por instituciones como Condusef o la Comisión Nacional de Bancaria y de Valores, esto con el objetivo, de que en caso de que quieras ingresar alguna queja, la misma sea avalada por alguna de estás instituciones, de lo contrario, no tendrá relevancia alguna, debido a que estás empresas son “fantasma”, por lo tanto, no tienen un registro ante alguna institución que las regule.

Los blancos fáciles para estas empresas, son las personas que necesitan con urgencia él dinero; debido a la premura, miles de personas se endeudan con estás empresas por cantidades mínimas que, a final de cuentas, terminan siendo cantidades altísimas a lagos plazos.

Ahora ¿Cómo saber si una entidad Financiera se encuentra regulada o es confiable? A continuación, te proporcionamos algunos tips en los cuales es necesario poner atención:

  • Te sugerimos acudir a instituciones autorizadas y supervisadas como Bancos, SOFOM E.R. y E.N.R., SOCAP e incluso a la Banca de Desarrollo, pues te dan la seguridad de que, si tienes algún problema o inconformidad, puedes presentar tu queja ante esta Comisión Nacional.
  • Confirma la identidad y el registro de la institución a través del SIPRES, en el siguiente enlace podrás verificar la información de la entidad financiera.    http://portal.condusef.gob.mx/SIPRES/jsp/pub/index.jsp
  • No compartas información personal como contraseñas, NIPS o cualquier otro tipo de dato referente a tus cuentas de débito o crédito; tampoco realices transferencias o depósitos bancarios si no te encuentras seguro acerca de la identidad de esta empresa.
  • Antes de dar cualquier tipo de pago, asegúrate de la viabilidad del crédito.
  • Compara todas las opciones de crédito posibles.
  • Busca información de la entidad financiera y no te apresures, toma tu tiempo para buscarla en internet y revisar las opiniones de los usuarios.
  • Los montos de préstamo son “moderados” pues las empresas confiables, primero te prestarán una cantidad considerable pues medirán tu capacidad de pago.
  • Por ningún motivo entregues dinero antes de tener autorizado tu crédito, pues en su mayoría, solicitan se cubran pagos como “gastos administrativos” o “pago de gestoría” por ejemplo, sin embargo, se quedarán con tu dinero para después argumentar alguna falla en el procedimiento, o darte largas para darte el crédito.
  • Una empresa confiable, te explicará cada detalle en cuanto al esquema de pagos y el monto correspondiente a cada plazo que tu hayas decidido, así como los intereses generados.

No te dejes sorprender y cuida tus bolsillos de este tipo de empresas, que la urgencia por reparar un daño no resulte al final, un daño aún más grande. Con información de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), esperamos está información, te haya sido de ayuda.

TE AYUDAMOS A PAGAR DEUDAS Y A MEJORAR TU CALIFICACIÓN CREDITICIA PARA VOLVER A SER SUJETO DE CRÉDITO.